domingo, julio 21, 2024

Feminicidios en Colombia, ¡no más violencia contra las mujeres!

Otras noticias

En esta conmemoración a las mujeres, nos parece pertinente hablar sobre todas aquellas que han fallecido por su condición de ser mujer en manos de sus ex o actuales parejas, sus familiares, personas conocidas o extraños; conociendo este suceso como la expresión más extrema de la violencia contra la mujer: el feminicidio.  

Según el portal ONU Mujeres Colombia, feminicidio se refiere “al asesinato de una mujer por el hecho de serlo, el final de un continuum de violencia y la manifestación más brutal de una sociedad patriarcal”.

Y es que en la mayoría de los casos de feminicidios en el mundo, se ha comprobado que las mujeres han sido agredidas por personas en quienes han depositado su
confianza, con quien han mantenido algún tipo de relación ya sea personal o familiar y personas que en muchos casos han ejercido violencia alguna contra ellas.

Un claro ejemplo de feminicidio ocurrió en la madrugada del jueves 24 de mayo del 2012 en el Parque Nacional de Bogotá. La policía recibió una llamada de auxilio de Rosa Elvira Cely quien fue apuñalada, violada, asfixiada y empalada por Javier Velasco Valenzuela, un hombre de 44 años quien era compañero del colegio donde Rosa Elvira validaba el bachillerato. La Policía la encontró desnuda de la cintura para abajo y con varios signos de violencia. Fue trasladada al Hospital Santa Clara del centro de la capital colombiana donde alcanzó a contar detalles de quién había sido su agresor. Por la gravedad de las heridas, entre ellas un trauma craneoencefálico causado con elementos contundentes y la destrucción de sus intestinos y otros órganos vitales por causa el empalamiento, Rosa Elvira Cely falleció cuatro días después.

A la izquierda Rosa Elvira Cely, a la derecha, su agresor Javier Velasco Valenzuela.

Este caso provocó la indignación y movilización de cientos de mujeres que rechazaron los actos de violencia e impunidad. Por otro lado, puso de manifiesto que los asesinatos de mujeres debían ser atendidos, investigados y judicializados, teniendo en cuenta las condiciones específicas en que suceden estos delitos.

Yamile Roncancio, directora de la Fundación Feminicidios Colombia, explicó que el caso de Rosa Elvira Cely “obligó a darle un paso definitivo a los intentos de las mujeres para que estos casos fueran investigados y juzgados bajo una perspectiva de género”.

Teniendo en cuenta lo anterior, el 6 de julio de 2015, bajo la presidencia de Juan Manuel Santos, se expidió la Ley 1761 o ley Rosa Elvira Cely, donde se reconoció el feminicidio como un delito autónomo, garantizando la investigación y sanción de las violencias contra las mujeres por motivos de género y discriminación. Esta ley obliga al estado a seguir luchando por eliminar todas las formas de violencia contra la mujer.

Los feminicidios en Colombia son una realidad que muchos se niegan a reconocer, otros desconocen y algunos naturalizan, dada la continuidad de casos que se volvieron parte del noticiero y del acontecer diario de la sociedad. Como prueba de ello nos vamos a referir a las cifras:

De acuerdo con el Instituto Nacional de Medicina Legal y Ciencias Forenses, INMLCF, en Colombia durante el 2018, fueron asesinadas 960 mujeres, 73 de esos casos fueron calificados por el INMLCF como Feminicidios. Citando cifras de la Red Feminista Antimilitarista, durante el 2019, en el país fueron registrados 571 casos y durante el 2020, hubo 630. En lo que va corrido del 2021, a 31 de enero, van 55 casos de feminicidios entre mujeres y niñas en todo el país.  

El comandante de la Policía del Quindío, José Luis Ramírez Hinestroza, confirmó que según datos extraídos de denuncias, durante el 2020 en el departamento del Quindío, hubo un solo caso de feminicidio en el barrio Génesis de Armenia y 654 casos de violencia intrafamiliar.

El caso de feminicidio ocurrió en la tarde del miércoles 10 de junio de 2020, cuando Eliecer Galeano Ortiz, esposo de Clared Morales Romero de 45 años de edad, le disparó a ella y a su hija y luego intentó quitarse la vida propinándose un disparo. El crimen se presentó, presuntamente, por intolerancia, violencia intrafamiliar y violencia de género, razones por las cuales el ente perseguidor penal declaró la tipicidad del crimen.

A la izquierda Karen Julieth Oquendo Morales, hija de Clared Morales Romero, a la derecha.

Según el comandante, en lo que va del 2021, se han denunciado 80 casos de violencia intrafamiliar y no se han presentado casos de feminicidios en el departamento del Quindío.

Recientes

Más noticias